TopProfes

Encuentra toda la información nacional e internacional sobre españa. Selecciona los temas sobre los que quieres saber más

Los países en riesgo llaman a tratar el daño y las pérdidas climáticas como ‘mínimo’

  • El proyecto COP26 prevé formalizar la ayuda a los estados débiles
  • La ‘instalación’ adjunta puede ser una forma de obtener dinero nuevo
  • No se preocupe por mencionar el dinero; Estados Unidos sigue bloqueando

GLASCÚ (Reuters) – Después de una lucha de tres décadas, algunos de los países más afectados del mundo están cerca de obtener más ayuda para la devastación causada por el calentamiento global.

El primer llamado para abordar las pérdidas y los daños causados ​​por el cambio climático se produjo en 1991, cuando los pequeños estados insulares presionaron por primera vez por un mecanismo para compensar a los países vulnerables por la devastación causada por los impactos climáticos, como el aumento del nivel del mar y los graves incendios forestales. Las naciones ricas se resistieron a reconocer la responsabilidad financiera por sus años de emisiones del cambio climático mientras alcanzaban la prosperidad económica.

El estancamiento persistió durante años de conversaciones sobre el clima de las Naciones Unidas. Pero en un borrador de documento publicado en la COP26 en Glasgow el viernes, los negociadores establecieron por primera vez una forma de abordar el problema mediante la creación de una agencia ad hoc. Sin embargo, el borrador no llegó a crear un fondo para compensar las pérdidas y daños relacionados con el clima.

Algunos países vulnerables al clima han reconocido un progreso modesto.

“Hay algunos puntos importantes sobre los que podemos construir, pero aún nos queda un largo camino por recorrer”, dijo Simon Steele, Ministro de Resiliencia Climática y Medio Ambiente de Granada, después de una reunión sobre el tema. Describió el proyecto de propuesta como el “mínimo” aceptable para los países en riesgo.

READ  Líder de la CDU dice que "cortafuegos" contra la extrema derecha aguantará | Alemania

Actualmente, el borrador del Acuerdo de Glasgow en discusión se compromete a lograr lo que se describió como la Red de Santiago durante la reciente Cumbre del Clima de la ONU en Madrid en 2019 dentro de dos años, con el fin de “estimular la asistencia técnica” para que los países en desarrollo aborden pérdidas y daños.

El borrador dice que incluiría la creación de una secretaría separada bajo la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, destacando el apoyo financiero y técnico para sus operaciones.

“Este es el comienzo de un gran avance en las demandas de los países en riesgo”, dijo Yamed Dagnet, director de negociaciones climáticas del Instituto de Recursos Mundiales.

La instalación de pérdidas y daños se separará de los $ 100 mil millones anuales comprometidos por las naciones ricas para ayudar a las naciones en desarrollo a dejar de usar combustibles fósiles y adaptarse a un mundo más cálido.

Pero en las últimas horas de las negociaciones en Glasgow, las naciones vulnerables al cambio climático y los activistas ambientales dijeron que presionarían por más. Además de establecer un fideicomiso público, quieren garantizar un fondo dedicado para ayudar a recuperarse o reconstruirse cuando las comunidades se ven devastadas por el clima, las inundaciones, los incendios o las sequías.

Los costos pueden ser importantes. Los economistas estiman que los costos del daño climático relacionado con el clima podrían alcanzar alrededor de $ 400 mil millones anuales para 2030. Un estudio encargado por la agencia de desarrollo Christian Aid estimó que el daño climático podría costar a los países en riesgo una quinta parte de su PIB para 2050.

READ  Origen y legado de los etruscos

Los Estados Unidos y la Unión Europea se han resistido durante mucho tiempo a crear un fondo para tales pagos, preocupados de que se atasquen por compensación y responsabilidad.

El viernes, el Enviado Especial de Estados Unidos para el Cambio Climático, John Kerry, expresó su apoyo únicamente a que la Secretaría brinde apoyo técnico. El jefe de política climática de la UE, Frans Timmermans, no se comprometió y dijo que los países deben “encontrar soluciones” para permitir que las naciones vulnerables afronten pérdidas y daños.

Theresa Anderson, coordinadora de políticas climáticas de la organización internacional sin fines de lucro ActionAid, dijo que aún no se debe descartar un acuerdo sobre un mecanismo de financiamiento.

Un fondo separado, dijo, “parece imposible en la COP, pero en las últimas dos semanas el tono ha cambiado y parece que ahora es más posible que nunca”. “Estados Unidos sigue siendo la principal barrera”.

Escocia ofreció esta semana el primer compromiso del mundo industrializado con un fondo de este tipo, prometiendo 2 millones de libras esterlinas (2,7 millones de dólares).

La medida impresiona a Salim Ul Haq de Bangladesh, asesor del grupo Foro de Fragilidad Climática de 48 países.

Haq describió al primer ministro escocés Nicola Sturgeon como un “líder real” y lamentó la falta de apoyo en otros lugares. “Estados Unidos nos da 0 dólares. Europa nos da 0 euros”.

(Informe) Presentado por Simon Jessup y Valerie Volcovici; Editado por Katie Daigle y David Gregorio

Nuestro criterio: Principios de confianza de Thomson Reuters.